Ideas para escribir

Estoy de acuerdo con Emilia Ferreiro cuando refiere que la escritura es una de las actividades menos privilegiadas y -por supuesto- malentendidas en los procesos de alfabetización.  Existen muchos supuestos y prácticas que lejos de ayudar; inclusive, desalfabetizan. “Chicos, hoy escribirán un texto sobre lo que hicieron en sus vacaciones”. O el siempre clásico: “chicos, hoy escribirán sobre su mascota preferida”. ¿Les resulta familiar?

Muchas veces se señala que es importante fomentar la autonomía intelectual en los niños desde los primeros años, y es cierto, es crucial, pero con consignas similares a las que mencioné en el párrafo anterior no se logra ese objetivo. Como si los escritores (del mundo real) dependieran de otras personas para elegir las historias que escribirán… Pero ese es el mensaje, no explícito, pero sí potencialmente influyente. Cuando un profesor le dice a un niño sobre qué escribir opaca su iniciativa, se pierde una importante oportunidad de aprendizaje y -además- le resta puntos al desarrollo de la creatividad.

Profesor, ¿sobre qué escribo?, puede ser una pregunta sumamente reveladora sobre cómo los niños conciben el proceso de escritura y en qué medida lo asumen como un proyecto personal.

4 comentarios en “Ideas para escribir

  1. Cierto Frank, ahora reconozco el daño que se le hace a los pequeños al eliminar los espacios que son naturales para que el ser humano cree y como los profesores suelen convertirlos en repeticiones secas. Ya sabemos porque el Perú no avanza y porque nadie le creyó a Incakola con su comercial del que peruano es creativo.

    Recuerdo cuando trabajé con 6to grado en vacaciones recreativas. Había chic@s que a la primera ponían a volar su imaginación y realmente disfrutaban de la nueva metodología que aplicaba (balanced literacy) pero otros sin embargo, sufrían por querer entender qué era lo que YO quería que ellos hicieran. Cómo explicarles que el poder ya no está en mí sino que ellos tienen el poder sobre la lectura. Un mes me fue muy corto para enseñarles a estos pequeños lo que significa ser escritor y quela escritura es un medio que uno utiliza para expresarse (¿sueno como a DCN?).

    • Jny, gracias por comentar:
      Sobre tu experiencia es cierto, al ser un programa de verano que involucraba niños de distintos lugares, niños que han tenido distintas oportunidades de aprendizaje es natural que haya ocurrido eso. Escribir es una de las actividades más complejas que he podido enseñar, requiere tiempo y la enseñanza explícita de estrategias, no basta pedirle a los niños que escriban sobre un tema libre o pedirles -como comenté en este post- “escribe un texto sobre tus vacaciones”. Toma tiempo…
      Saludos!

  2. De acuerdo con lo que se plantea… las prácticas que hacen parte del sujeto – maestro en ocasiones impiden el verdadero y legitimo sentido y concepto de la escritura. Pero no hay que olvidar que la actividad en si misma no es lo que lidera el asunto, a mi juicio lo relevante es la intencionalidad formativa que se desea conseguir en el aula de clase, es decir, responder al para qué y por qué serian insumos en el sentido propuesto; además de ello el lenguaje tiene un carácter político y cultural lo cual se dibuja a partir de las acciones que en el aula se hace. ¿Qué sujeto deseamos construir? ¿Para qué tipo de sociedad? ¿A qué proyecto político le estamos apostando en la escuela? ¿Escribir? ¿Cómo, por qué y para qué?

    Mónica

    • Mónica, planteas preguntas muy interesantes y necesarias…
      Sí, justamente lo que me propuse con este pequeño post era comentar este tipo de actividades y mostrar en qué medida contribuyen al desarrollo habilidades para la escritura. Porque muchas veces esta práctica de “imposición” de ideas para escribir puede ir acompañada de un docente que le dice a sus estudiantes lo que deben editar y los detalles que deben agregar o quitar. Pienso que este tipo de actividades no tienen muy bien definidas su intencionalidad en el aula y ese es un problema… Se resta iniciativa y si pensamos en un proyecto político y de sujeto que se pretende construir -como mencionas- difícilmente podremos lograrlo. Como en la vineta de Frato, un niño al que le dicen durante sus primeros años sobre lo que tiene que hacer y cómo, más adelante le costorá un poco más tomar sus propias decisiones.
      Cuéntanos, Mónica, un poco de cómo tratan este tema en Colombia.
      Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s